Fuerte descenso en el consumo de carne vacuna durante febrero, según informe de CICCRA

39

Según el último informe presentado por la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina (Ciccra), el consumo de carne vacuna en el país experimentó un marcado descenso interanual del 9,3% durante el mes de febrero.

Los datos revelados indican que en febrero de 2023, el consumo por habitante fue de 49,2 kilogramos, mientras que en el mismo mes de 2024, esta cifra disminuyó a 44,6 kilogramos por habitante. Asimismo, el informe señala que durante el primer bimestre de 2024, el consumo aparente de carne vacuna habría alcanzado las 349.100 toneladas res con hueso, experimentando una contracción del 8,2% en comparación con el mismo período del año anterior.

Sergio Pedace, vicepresidente de la Cámara de Matarifes y Abastecedores (Camya), expresó su preocupación ante esta situación: “Ya empezamos a regular porque la carne no se vende. La calle está muy tranquila, la venta está planchada. Si aumentamos los precios, no podemos vender, lo sabemos. En relación a lo que se vendía antes, se vende menos carne ahora. Vamos a ver si se estabiliza la economía y empieza a traccionar el consumo”.

Estos datos reflejan un panorama preocupante para el sector cárnico en Argentina, que enfrenta desafíos tanto en el consumo interno como en la comercialización. La evolución futura del mercado dependerá en gran medida de la estabilidad económica y de las políticas que se implementen para incentivar el consumo y la producción de carne vacuna en el país.

En este articulo