Para no ser pobre una familia necesitó ingresos por más de $47.000 en septiembre

170

Durante septiembre de 2020, la variación mensual de la canasta básica alimentaria (CBA) con respecto a agosto de 2020 fue de 3,4%, mientras que la variación de la canasta básica total (CBT) fue de 3,8%, según los datos del Indec. Las variaciones interanuales de la CBA y de la CBT resultaron del 39,6% y 35,7%, respectivamente.

Cabe destacar que ambas canastas marcan el parámetro a partir del cual, una familia según sus ingresos define su condición de pobreza o indigencia.

De esta forma, una familia compuesta por un varón de 35 años, una mujer de 31 años, un hijo de 6 años y una hija de 8 años necesitó ingresos por $19.430 para alimentarse y no caer en la indigencia mientras que demandó ingresos por $47.216 para cubrir no solo las necesidades alimentarias sino también las de indumentaria, transporte, vivienda entre otras y así evitar caer por debajo de la línea de pobreza.

La canasta básica alimentaria (CBA) se ha determinado tomando en cuenta los requerimientos normativos kilocalóricos y proteicos imprescindibles para que un varón adulto, de entre 30 y 60 años, de actividad moderada, cubra esas necesidades durante un mes. Se seleccionaron los alimentos y las cantidades en función de los hábitos de consumo de la población a partir de la información provista por la Encuesta Nacional de Gastos de los Hogares (ENGHo)

En este articulo