Marca registrada: chef santiagueño revoluciona el mercado gastronómico con su café de algarroba 

155

Daniel Eduardo Ledesma ha logrado un hito en la industria gastronómica local al registrar el café de algarroba, una bebida que ha recibido elogios unánimes y que ahora puede adquirirse bajo la marca “El Don Santiagueño”. El fruto de esta planta emblemática de la flora regional ha sido el ingrediente clave en esta historia de éxito.

Motivado por su pasión culinaria, Ledesma llevó su innovadora bebida al Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) para su análisis. Para su sorpresa, descubrió que la algarroba no estaba registrada como infusión, lo que lo impulsó a dar los primeros pasos para su registro oficial.

El café de algarroba, creado por Daniel y su esposa, comenzó a deleitar a los clientes de su cafetería ubicada en la librería Utopía. La excelente acogida los animó a envasar la bebida en paquetes de 220 gramos bajo la marca registrada. Además del café de algarroba, Ledesma también ha registrado el “Té de Mistol” y el “Té de Chañar”, ampliando así su oferta de productos únicos y autóctonos.

La curiosidad de Daniel no tiene límites y actualmente se encuentra investigando las posibilidades de la Tusca, el Quiscaloro y la Tuna, con el objetivo de incorporar nuevos productos a su línea. En un futuro próximo, planea lanzar distintas mezclas de café de algarroba, como una combinación con cascarilla de cacao, con vainilla y canela, con tusca, e incluso una versión más intensa con algarroba negra.

Du pasión y dedicación han llevado al café de algarroba a conquistar paladares y a sacudir el mercado gastronómico. Su enfoque en los productos autóctonos y su constante búsqueda de nuevas creaciones prometen ofrecer a los amantes del buen café experiencias únicas y sabores inigualables.

En este articulo