El 55% de los compradores vuelven a hacer una compra en sitios web en las que tuvieron una buena experiencia de compra

138

¿Por qué una tienda online propia es la apuesta ganadora para las empresas del retail en la era digital?

En la actualidad del retail, la presencia online se ha convertido en un factor clave para el éxito de las empresas de todas las industrias. La creciente digitalización ha transformado la manera en la que los consumidores interactúan con las marcas y ha abierto espacios de valor para el crecimiento de los negocios. Es por eso que tener una presencia online sólida y efectiva se ha vuelto imprescindible para quienes buscan estar siempre cerca de su público objetivo y destacarse en un mercado cada vez más competitivo.

Según un informe de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), durante 2022 se incorporaron más de un millón de usuarios al ecosistema de compras digitales en Argentina. Esta cifra representa una oportunidad única para los retailers en términos estratégicos, abriendo el camino a más oportunidades para potenciar los negocios. En ese sentido, publicar productos en un marketplace es una gran puerta de entrada a este mundo, pero contar con una tienda online propia se vuelve un factor diferencial para aquellas marcas con una presencia consolidada en internet. Algunos de los motivos:

Control total sobre la marca: con una web propia, los retailers tienen la posibilidad de personalizar completamente su sitio web y brindar así una experiencia de compra única, alineada con la imagen de marca que presentan en otros canales. El físico, por ejemplo. Esto permite transmitir la identidad de forma más efectiva y diferenciarse de la competencia. Al mismo tiempo, pueden tener control sobre las funcionalidades del sitio y adaptarlo a sus necesidades específicas.

Relación directa con clientes: las empresas adquieren la valiosa oportunidad de establecer una relación directa con sus clientes. Esto les permitirá recopilar datos valiosos sobre sus preferencias y comportamiento de compra y al mismo tiempo personalizar las ofertas y crear estrategias de marketing más efectivas. La comunicación directa también fomenta la confianza y lealtad a largo plazo. De acuerdo a datos de la CACE, en 2022, el 55% de los compradores fueron recurrentes en tiendas de su agrado.

Flexibilidad y escalabilidad: los vendedores pueden adaptarse rápidamente a las demandas cambiantes del mercado, tienen la capacidad inmediata de agregar o eliminar productos, realizar promociones, todo sin necesidad de depender de políticas o restricciones de una web de terceros. Además, a medida que la empresa crece, la tienda online puede escalar de manera acorde para satisfacer las necesidades crecientes de las empresas.

Desarrollo de marca a largo plazo: a medida que los retailers se establecen en línea, es posible construir una reputación sólida, generar confianza con los clientes y convertirse en referentes en la industria. Esto no solo ayuda a impulsar las ventas, sino que también proporciona una base sólida para el crecimiento y la expansión futura.

“En un mundo donde los consumidores se encuentran cada vez más cómodos en el canal online, el comercio unificado se ha vuelto una característica fundamental para las marcas que buscan brindar una experiencia homogénea y consistente, tanto en el canal online como en el físico. Es la capacidad de ofrecer una experiencia fluida y coherente en todos los puntos de contacto, lo que crea una conexión sólida entre una empresa y sus clientes. Esta integración permite a las marcas fortalecer su relación con los clientes, fomentar la fidelidad y maximizar las oportunidades de ventas”, afirma Martín Malievac, Director de Investigación y Desarrollo de Napse.

En este articulo